Inicio > Campos > Real Sociedad Hípica Española Club de Campo (Campo Norte) – Madrid

Real Sociedad Hípica Española Club de Campo (Campo Norte) – Madrid

19 de octubre de 2012 Deja un comentario Go to comments

La R.S.H.E.C.C. es un club privado cuyos orígenes se remontan a 1901. Hoy goza de unas instalaciones espectaculares en San Sebastián de los Reyes, a 26 kilómetros de Madrid, junto al circuito del Jarama. Esta es la zona más interesante de golf en Madrid: muy cerca del club están el recorrido del RACE, de Javier Arana, y los dos nuevos campos 3 y 4 de La Moraleja, firmados por Jack Nicklaus, además del Casino Club de Golf Retamares.

En su ubicación actual, con una base social de 6000 socios y desde la inauguración de los primeros 18 hoyos en 1997, el club no ha parado de crecer: a una casa club modélica con piscina y jardines se han añadido otro recorrido completo, un juguetón campito de 6 pares 3, un muy buen campo de prácticas y zona de approach, un pabellón de eventos, gimnasio, un chalet infantil con una macro zona de juegos, y (naturalmente) una zona hípica completa. Uno de los mejores clubes de golf de España.

Los dos campos de golf son diseño de Robert von Hagge, el mismo arquitecto de los campos del Empordà Forest y Links, así como Crandon en Miami, ya glosados. Comento hoy el campo estrella del club, el recorrido Norte, sede del Open de Madrid de 2007 y el Madrid Masters Golf 2010.

Es un recorrido muy movido, con abundantes colinas, valles y cuestas y con algunos tees más o menos lejos del green precedente, pero que se puede andar perfectamente, en una finca preciosa de encinas. Los greenes suelen estar en plataformas más o menos planas y están protegidos por muchos bunkers. El recorrido Sur es mucho más montañoso, más duro de andar y truquero. Ambos recorridos no son fáciles: es difícil que la bola quede perfectamente nivelada incluso en calle: siempre tienes la bola más alta o más baja que los pies. Y si visitas el rough puedes tener que sacar músculo. Un campo muy divertido y serio.

En el recorrido se han modificado la posición de algunos tees y agrandado otros, de forma que el campo está mucho mejor que hace años.

El hoyo 1 es un par 4, ligero dogleg de izquierda a derecha, donde el tiro es en bajada a un green bien protegido por bunkers. La calle, como casi todas, suele tener forma de glaciar. Mejor el drive por la parte izquierda para tener un tiro más franco.

El hoyo 2 es un par 3 desde alto a un green pequeño, alargado y muy movido. La bandera puede estar detrás de un árbol en la parte derecha. Hay que evitar pasarse de green, el tiro desde los bunkers traseros puede ser muy difícil.

El hoyo 3 es un par cinco fantástico, dogleg de izquierda a derecha. Se puede acortar mucho por el borde derecho si eres pegador, pero si no apuntas bien el rough te espera. En la foto, desde el tee de amarillas, se puede ver la zona del tee de rojas y seniors. Cada hoyo disfruta de un tee de profesionales que francamente, intimida.

Desde la calle del 3 nos enfrentamos a un tiro descendente, con árboles dificultando el tiro, a un green enorme y protegido por bunkers.

El 4 es un par 4 corto; desde el tee contemplamos un bosque de estacas rojas y amarillas: un arroyo serpentea por el medio de la calle. El tiro lógico es por la derecha de este arroyo. El segundo tiro se enfrenta a un green plano y protegido por un pequeño estanque. Un bunker trasero recogerá los tiros conservadores.

El 5 es un par 4 duro. La calle asciende progresivamente y el green está en lo más alto, a la izquierda y es estrecho y protegido también por bunkers. El segundo tiro será ciego al green.

El hoyo 6 es un dog leg en forma de L de derecha a izquierda. Los pegadores suelen disparar ligeramente a green sobrevolando un bunker enorme que hay a la izquierda de la calle. El tiro a green es ciego, por lo que hay que conocer bien la trayectoria. Si uno sale recto, mejor no emplear el driver porque te puedes pasar la calle.

El green, elevado, cuenta con caídas hacia los extremos.

El hoyo 7 es un par 3 relativamente largo, donde destaca un green sin bunkers pero con un piano enorme en el centro. Hay que procurar dejar la bola en la parte del green donde esté la bandera.

El 8 es un par 4 precioso, quizá el más escénico del recorrido. Una salida ciega, mejor por la izquierda, nos deja el tiro a un green elevado, que ha de cruzar una vaguada. El green está, como se ve, bien protegido por bunkers.

El hoyo 9 termina muy cerca de la casa club. Es un par 5 aplatanado, tipo draw, muy largo y donde acortar suele llevar a problemas. La misma calle ondulante, y un tiro a green con muchos bunkers en la parte izquierda. Un hoyo difícil.

Andamos un rato hasta el tee del 10; junto al mismo hay un bar-terraza con servicio express. El 10 es un par 5 precioso, con una salida aparentemente estrecha. A la izquierda está el campo de pares 3, con lo que no conviene escaparse.

Desde el segundo tiro entra en juego un lago que protege bien a un green pequeño, y por el lado contrario, una larga serie de bunkers. Además un árbol entorpece la entrada del green. Aún así no es un hoyo complicado.

En esta foto desde el tee del 11 se puede ver  el desnivel descendente y ondulante de la calle del 10. Al fondo, el campo de pares 3.

El 11 es un par 4 recto y también en ligero descenso a otro green protegido por lago. Destaca una encina en medio de la calle que hay que tener en cuenta para poder llegar a green. Por la derecha es peligroso si hay viento a favor, porque puedes llegar al lago.

El 12 es un par 4 relativamente corto de izquierda a derecha. Un green plano y con muchos bunkers a la entrada. Un hoyo que da un respiro.

El 13 es un par 4 más difícil, también dogleg de izquierda a derecha y con un green en descenso. La forma del green en forma de U hizo que, estando en la entrada, tuviera que approchar para llegar a una bandera escondida al fondo.

El 14 es un par 3 tipo isla. El tee estaba antes mucho más a la derecha, pero es ahora cuando el lago entre en juego visualmente desde la salida.

El 15 es un par 4 serio, largo, y difícil, con un segundo tiro precioso a un green elevado y bien protegido (como no) por abundantes bunkers. Cuando estaba jugando este hoyo al hacer estas fotos, cayó una tormenta tremenda. Pero justo este hoyo ha sido el fondo de pantalla en el móvil desde hace años, con una foto que saqué en el año 2010:

El 16 es un par 5 largo de derecha a izquierda. El tee ha sido retrasado para añadir más distancia al hoyo. Se puede superar el bunker de calle o acortar por la parte izquierda, o tirar en línea del camino de forma más conservadora.

En el 17 nos enfrentamos a otro par 3 más o menos largo, y en subida, cruzando un lago. Hay que atacar la bandera.

Para acabar un par 4 precioso, con la casa club al fondo, que disfruta de un precioso tiro a un green enorme y muy movido. Culmina una vuelta divertida, movida y de uno de los mejores recorridos de Madrid.

  1. Aún no hay comentarios.
  1. 12 de enero de 2013 a las 16:29
  2. 20 de junio de 2013 a las 19:01
  3. 20 de septiembre de 2013 a las 15:16
  4. 3 de julio de 2014 a las 08:27
  5. 7 de noviembre de 2014 a las 17:15
  6. 21 de julio de 2015 a las 17:41
  7. 4 de agosto de 2016 a las 14:50

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: